Entradas con la etiqueta ‘Deje atras al optimismo’

Deje atrás al optimismo

el optimismo

Un viejo adagio dice que dónde el pesimista ve un vaso medio vacío, el optimista lo ve medio lleno. Quizá deberíamos preguntarnos por el contenido de ese vaso y por la situación en la que ese vaso se encuentra. Suponga que debiéramos bebernos ese vaso (la situación) y ese vaso está medio lleno de orina (el contenido), no hay optimismo ni pesimismo en esa descripción. En verdad se trata de una pobre construcción verbal, donde optimismo y pesimismo son tan inútiles como las líneas que está usted leyendo. Leer el resto de esta entrada »